lunes, 22 de febrero de 2016

La Viuda Negra by C. Santana (reseña)

La Viuda Negra

Océanos de Brea # 1



C. Santana

Cuaderno de bitácora Bergantín La Viuda Negra Mayo de 1692 Siguen aquí. No se desvanecen. Diría incluso que se han incrementado; tanto los miedos como el deseo. Aunque…, el miedo no lo es en sí. Es… un aviso, una pequeña llamada de atención que quiere mantenerme alerta, preparada para cualquier desavenencia. Por el contrario, el deseo sí que lo es. Pensé neciamente que sería mitigado una vez que lo saboreara, pero he errado estrepitosamente. No es el sabor de su esencia o su calor entre mis labios lo que permanece en mí, sino su forma de contemplarme: profunda, apasionada; sus caricias sobre mi piel: cálidas, arrulladoras. El deseo empieza a ser algo más que un simple capricho… Cuando sentimientos desconocidos comienzan a resquebrajar la coraza de Hélène, serán estos mismos los que la pondrán en una encrucijada, obligándola a elegir entre la lealtad a los suyos o perseguir sus nuevos anhelos, que podrían derrumbar los principios que siempre la acompañaron: astucia, falta de escrúpulos y un espíritu pirata. Bajas pasiones, venganzas, abordajes, persecuciones, muerte, luchas a espada y traiciones, siempre estuvieron presente en la edad dorada de los piratas.






La verdad es que no sabía que me podía esperar detrás de este booktour que organizó la editorial Khabox (que por cierto es el segundo en el que participo con ellos) y vaya la sorpresa que me he encontrado con esta novela narrada de una forma tan peculiar ya que teníamos dos historias contadas al mismo tiempo, ya que una era narrada por una cuentacuentos (le historia principal) y la otra la relación que empieza a reconocer el compañero de piso de la cuentacuentos, así que tenemos una historia de piratas en el pasado con su toque de erotismo bien trabajado y acción lógica del ambiente y otra historia contemporánea de dos amigos que viven juntos que son Ana y Saúl.

Tenemos a Helene, una mujer con pantalones bien puestos que como el mar es tan impredecible… tan fuerte y sensual, tan delicada como salvaje… a la que hay que temer y respetar en todos los sentidos. Una mujer tan fuerte y diferente que se desenvuelve en un mundo de hombres donde debe cavar para hacer su propio lugar en este mundo. Y tenemos a su contraparte el Capitán Edward que es prisionero cuando atacan “El Lobo”… de carácter fuerte y arrogante como el de ella, pero con un pasado que lo ha hecho desconfiado y duro.

La Isla Tortuga unirá a estos dos personajes tan fuertes, donde las cosas no son lo que parecen, donde la fuerza te mantiene con vida, ya que las deslealtades, venganzas, intrigas acciones y pasiones  están a la orden del día mientras se van haciendo descubrimientos que te pondrá la piel de gallina como a los propios personajes.

Puedo decir que nunca había leído una novela con tal grado de investigación y lenguaje manejada sobre la época de los piratas que me sorprendió y al principio tenemos un enorme glosario que te sirve para poder entender alguno nombres, términos y ambientarte en la época.



Con una pluma clara, detalla, tan fresca e intensa que sin darte cuenta devorarás la historia y como le sucedió a Saúl al final te quedarás con ganas de continuar sabiendo más historia. 






C. Santana


Con más de treinta años a mis espaldas, llevo enamorada de la literatura erótica desde que empecé la veintena. El primer libro que me inició en el delicioso mundo del erotismo escrito fue El amante de Lady Chatterley. Fue tal mi pasión por este tipo de novelas, que di un salto considerable al leerme el segundo: Las edades de Lulú.

Tras estos, siguieron un gran número, mezclando todo tipo de géneros: policíaco, misterio, ciencia ficción, hasta que me topé con la literatura fantástica. La mezcla de erotismo y fantasía ha hecho que, muchas de mis tardes, viviera en distintos mundos que solo los sueños te permiten.

La homoerótica llegó a mi vida ya con la treintena. El deseo, el amor, la pasión, el sexo… es generoso y exquisito en todas sus vertientes: Hombre – Mujer, Hombre – Hombre, Mujer – Mujer.

Con un gran número de novelas y relatos plenamente disfrutados, decidí plasmar con palabras las imágenes e historias que aquellas tardes de sofá y apasionada lectura implantaron en mi sensual mente.

Varias novelas homoeróticas de propia creación tengo en mi haber, aunque, desde las primeras líneas de El amante de Lady Chatterley, sé que la palabra erótica es solo una parte de mi sentimiento literario. Siempre he sido seducida por un explícito erotismo, donde todo se siente y nada se censura.


 “Sueña erotismo, desea erotismo y vive erotismo”


Para compra saber más de la Editorial o la autora:









3 comentarios:

  1. Hola!!
    Por ahora no me llama mucho pero no la descarto pues no habia leido nada igual, la trama parece interesante.... me alegra que lo hayas disfrutado ^^
    es una serie?

    Besos! ♥

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias Felin por esta bonita reseña, y agradezco de corazón que destaques la ambientación y el lenguaje utilizado en la novela, ya que el tiempo empleado en la investigación, aparte de fascinante, fue un duro trabajo. Gracias de nuevo. Muchos besos.

    ResponderEliminar
  3. Muchas gracias Felin por esta bonita reseña, y agradezco de corazón que destaques la ambientación y el lenguaje utilizado en la novela, ya que el tiempo empleado en la investigación, aparte de fascinante, fue un duro trabajo. Gracias de nuevo. Muchos besos.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...